Tecnologías

Tecnologías

China avanza con su segundo portaviones

Portaviones chino 001A

El segundo portaaviones chino, el 001A se ha construido a partir de cero con requisitos nacionales y se espera que entre pronto en servicio. A diferencia del primero, se ha construido completamente según los según los requisitos de la Armada del Ejército Popular de Liberación. Sin embargo, el barco se parece al original en muchos aspectos, mejorando en los más importantes, pero dejando los grandes cambios de diseño para barcos futuros.

El primer portaaviones de Pekín comenzó su vida en un astillero ucraniano. Originalmente conocido como el Varyag, era una evolución de los diseños soviéticos anteriores, que incluían grandes cantidades de misiles, además de la capacidad de lanzar y recuperar aviones de ala fija. En 1991, cuando este barco no estaba terminado, la Unión Soviética colapsó y quedó incompleto y expuesto a los elementos durante casi una década.

En 1998, un hombre de negocios chino compró el ex-Varyag para convertirlo en un casino. De alguna manera, el barco entró en manos del gobierno chino, que lo completó, renovó y modernizó durante los siguientes quince años, entrando en servicio en 2012 como Liaoning, el primer portaaviones de China.

El trabajo en el segundo portaviones comenzó casi de inmediato, y el barco aún sin nombre, conocido solo como 001A, se botó en abril de 2017.  El South China Morning Post compara los dos barcos, encontrándolos muy similares.

Efectivamente, los dos barcos son dimensionalmente muy similares, siendo el nuevo a lo sumo 30 pies más largo que el original. Ambos pesan aproximadamente lo mismo, de 55,000 a 60,000 toneladas. La principal diferencia entre los dos barcos es que el Liaoning se completó como un buque de adiestramiento, no como buque de combate. Con el Liaoning, el gobierno chino tuvo que trabajar en lo que los soviéticos ya habían construido, y la Armada lo ha destinado a establecer tácticas, capacitación y procedimientos para los futuros portaaviones de China, desde tripulaciones de cubierta hasta despegues y aterrizajes.

001A está diseñado para ser utilizado de la misma forma que los portaviones de EE. UU., lo que incluye misiones de combate. Puede transportar 35 aviones, a diferencia del Liaoning, que solo porta 24, y tiene una cubierta con pendiente de 12 grados (sky jump) en lugar de 14 del Liaoning. Ambos buques usan estas pendientes porque la Unión Soviética no dominaba la tecnología de catapulta de vapor cuando el Varyag estaba en construcción, y tampoco China, cuando decidió terminar la construcción del buque. A diferencia de las catapultas de vapor, estas pendientes en la cubierta de vuelo limitan la cantidad de combustible y armas que puede llevar una aeronave durante el despegue, pero el ángulo más superficial del nuevo buque debería aumentar la capacidad de un jet para transportar ambos, aunque sea levemente.

La isla del nuevo portaviones es más alta, pero ocupa menos espacio en la cubierta de vuelo y está coronada por cuatro potentes radares de búsqueda aérea en banda S, una capacidad clave ya que los chinos carecen de un avión de alerta y control aerotransportado como el E-2D Hawkeye. A la vez, libera más espacio para aviones en la cubierta, que también está rodeada de misiles anti-misiles HQ-10, similares al Evolved Sea Sparrow Missile.

Se espera que el 001A entre en servicio en los próximos dos años y que China construya al menos tres buques más, para garantizar que un portaviones esté patrullando en todo momento.

Según la información disponible, los próximos barcos serán más grandes y emplearán un sistema de lanzamiento de aviones  electromagnético, similar al utilizado en el USS Gerald R. Ford.

Fte.: Popular Mechanics

Compártelo en las redes sociales