Tecnologías

Tecnologías

El Ejército Británico reducirá el tamaño de su flota de carros de combate en un tercio

La flota de carros de combate Challeger 2 del Ejército del Reino Unido disminuirá en un tercio, según el diario The Times.

Continúa diciendo el medio sensacionalista, que el Ejército Británico está planeando modernizar únicamente 148 de sus 227 tanques Challenger 2 debido a limitaciones financieras.

Señala también que, los carros de combate restantes se utilizarían para obtener piezas de repuesto, aunque también afirma que algunos se repararían y se mantendrían en reserva para su despliegue en caso de emergencia.

Esta declaración ha supuesto una verdadera conmoción para algunos expertos militares, que han expresado su preocupación. El “nuevo” Ejército británico tendría 87 veces menos tanques que Rusia.

En la década posterior al final de la Guerra Fría, Gran Bretaña perdió su producción de tanques y ahora puede perder la mayor parte de su flota de tanques, que en 1991 consistía en casi 800.

El Challenger 2 es un carro bien blindado y de gran movilidad, diseñado para su uso en la zona de los fuegos directos. Su función principal es destruir o neutralizar a otros vehículos acorazados. Sin embargo, tiene la capacidad de combatir con objetivos fuertemente acorazados y no acorazados y puede operar en una amplia gama de conflictos de alta intensidad, contrainsurgencia y funciones de mantenimiento de la paz.

Está equipado con un cañón de ánima estriada L30 de 120 mm, que dispara municiones perforantes de alta velocidad (APDSDS) y de alto explosivo HESH (High Explosive Squash Head). Su armamento secundario consiste en una ametralladora coaxial con el cañón principal de 7,62 mm y una ametralladora montada en horquilla de 7,62 mm en la torre.

El Reino Unido necesita actualizar su flota de tanques Challenger 2 para poder competir con una nueva generación de tanques rusos altamente eficaces.

Fte. Defense Blog

Compártelo en las redes sociales