Industria

Industria

Luz verde a los submarinos S-80 Plus y los satélites Spainsat NG

Navantia e Hisdesat están de enhorabuena. El Consejo de Ministros del 30 de noviembre ha acordado dar luz verde a los dos programas de mayor envergadura tecnológica y económica que cada una de las citadas compañías tiene entre manos ‒el submarino S-80 Plus y los satélites de comunicaciones gubernamentales Spainsat NG, respectivamente‒ y que ya acumulan varios años de retraso, especialmente el relativo al submarino.

Juan Pons.

El gobierno de Pedro Sánchez acaba de refrendar el trámite final para la modificación de la Orden de Ejecución suscrita en marzo de 2004 para la construcción de cuatro submarinos S-80 Plus y elevar en casi 1.772 millones de euros la inversión inicial de 2.128 millones. Al final, el programa se ha situado en 3.900 millones de euros, lo que supone un coste por submarino de 975 millones, incluido el simulador en tierra existente en el Arsenal Militar de Cartagena.

El gobierno aduce que el aumento de la inversión obedece “a razones de interés público” y detalla que son “en interés de la defensa” para alcanzar la independencia estratégica en un arma esencial, “el desarrollo tecnológico e industrial en España del sistema de propulsión AIP” y por motivos “económicos y sociales en el área de influencia del astillero de Navantia en la Región de Murcia”.

Con los trabajos de construcción ya muy avanzados del S-81 “Isaac Peral” ‒el primero de la serie‒, Navantia hace más de un año que viene alertando al ministerio de Defensa de la necesidad de obtener una inyección económica para poder cumplir con el calendario que tiene establecida la DGAM, que sitúa la botadura del S-81 Plus en Cartagena a mediados de 2020 y su entrega a la Armada en septiembre de 2022.

Las consecuencias del ya subsanado error de Navantia ha exigido que la Escuadrilla de Submarinos haya tenido que prolongar la vida operativa de sus actuales tres submarinos de la clase S-70, a pesar de que cada uno ya acumula entre 33 y 35 años de servicio. El  S-71 “Galerna”, el S-73 “Mistral” y el S-74 “Tramontana” fueron recepcionados por la Armada en enero de 1983, junio de 1985 y diciembre también de 1985, respectivamente.

Primeros 76 millones para Spainsat NG

El mismo Consejo de Ministros autoriza ‒en este caso al ministerio de Industria, Comercio y Turismo‒ a conceder un préstamo por importe de 76 millones de euros a Hisdesat Servicios Estratégicos, para que la sociedad española pueda poner en marcha el programa de satélites de comunicaciones gubernamentales Spainsat NG. Se trata de la primera anualidad que Industria debe aportar a Hisdesat para financiar el proyecto, cuyo monto total asciende a un máximo de 750 millones de euros.

Spainsat Nueva Generación es un proyecto cuya finalidad es desarrollar el componente espacial y terreno de dos nuevas plataformas de comunicaciones gubernamentales, así como su puesta en órbita. Los dos satélites ‒denominados Spainsat Ng-1 y NG-2‒ están destinados a relevar a los actuales satélites Spainsat y Xtar-Eur, cuyo periodo en servicio culminará en 2020/2021.

Según el gobierno, las capacidades que ofrecerán ambos satélites “darán respuesta a necesidades de comunicaciones de las Fuerzas Armadas en sus despliegues nacionales o misiones internacionales, así como a las comunicaciones de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y de otros organismos civiles de la Administración”. Aunque esos otros organismos no se detallan, es indudable que entre ellos están el ministerio de Asuntos Exteriores y el Centro Nacional de Inteligencia (CNI).

Queda pendiente la firma del convenio de colaboración entre Defensa e Hisdesat para el periodo 2023-2037, que marcará el final del camino administrativo de los satélites y que previsiblemente se suscribirá a lo largo del presente mes de diciembre.

 

Compártelo en las redes sociales


Los comentarios están cerrados.