Sistemas C-UAS adaptados a cada espacio y amenaza de Indra

En la próxima edición de secuDrone que se celebrará en Madrid el 12 y 13 de noviembre, Indra presentará las novedades más relevantes de su familia de soluciones C-UAS. Este tipo de sistemas se enfrenta a una realidad cambiante tanto en lo que se refiere a la evolución de la amenaza como a la gran variedad de elementos necesarios para ofrecer una respuesta óptima atendiendo tanto al tipo de infraestructura a proteger como al tipo de riesgo que se desea mitigar.

La solución para cada entorno es diferente y debe adaptarse a las condiciones de contorno de la misma. Los sistemas C-UAS de Indra se adaptan de forma óptima a espacios tan complejos como el aeroportuario, donde la compatibilidad EMI/EMC impone severas restricciones, o la protección de despliegues en zona de operaciones, en los que el tipo y letalidad de las amenazas es más complejo.

Además, Indra presentará también sus soluciones RPAS para tareas de Vigilancia, centrándose en los últimos desarrollos realizados por la compañía en vehículos no tripulados, tanto aéreos como marítimos.

La efectividad del sistema ARMS (Anti RPAS Multisensor System) reside precisamente en que aúna e integra las capacidades de diferentes sensores — como radares, detectores de radiofrecuencia y cámaras infrarrojas, entre otros— para ofrecer la máxima capacidad de detección e identificación de las aeronaves de tamaño más reducido a kilómetros de distancia.

Al mismo tiempo dispone de las contramedidas más avanzadas para perturbar y saturar las comunicaciones y los sistemas de posicionamiento y navegación del dron. También utiliza técnicas de spoofing para falsear la señal de GPS real del dron, entorpeciendo o incluso impidiendo su capacidad de navegación.

El centro de mando del ARMS incorpora las herramientas de inteligencia más potentes para identificar el tipo de dron empleado y escoger la contramedida más eficaz. El operador que controla la operación desde este centro de mando puede asumir el control manual o programar una respuesta automática para que se dispare de forma inmediata en caso de que un dron traspase los límites establecidos, asegurando una defensa constante de las instalaciones.

Compártelo en las redes sociales